VOLVER A LA PAGINA PRINCIPAL
VOLVER A LA PAGINA PRINCIPAL
VOLVER A LA PAGINA PRINCIPAL
QUE ES SER JUDIO?
QUE ES EL SHABAT?
VELAS DE SHABAT
SEDER DE SHABAT
KASHRUT (Nuestra dieta)
CALENDARIO HEBREO
BERAJOT (Bendiciones)
TEFILOT (Plegarias)
LA MEZUZA
LOS TEFILIN
BERIT MILA (Circuncisión)
PIDION HABEN
BAR / BAT MISVA
CASAMIENTO
ALEFBET (Alfab. hebreo)
LINEA DE TIEMPO
FILOSOFIA JUDIA
COMERCIOS CASHER
INSTITUCIONES JUDIAS
FOTOS DE RABANIM
PERASHAT HASHABUA
REFUA SHELEMA
TODOS LOS ARTICULOS
QUE ES SHABUATOV?
Auspiciado por la
Federación
Sefaradí
Latinoamericana

www.fesela.com
EH WEBSITES - USA

Dibuk "El Exorcismo"

 

En hebreo se lo conoce como "El Dibuk". Vamos a hacer una introducción sobre el tema. Luego, alternadamente, vamos a ir viendo algunas imágenes, escuchar audio y también Uds. pueden formular las preguntas e inquietudes que tengan.

Seguramente, muchos de nosotros hemos escuchado hablar sobre este tema en alguna oportunidad. Se han filmado muchas películas y tenemos cierta noción (nublada e indefinida) sobre lo que trata un exorcismo o un Dibuk.

Cuando yo empiece a describir lo que es un exorcismo o un Dibuk, quiero que tengan la precaución de escuchar mis palabras con cierto escepticismo, porque la breve introducción que voy a hacer es para definir que se lo llama un Dibuk, o exorcismo.

No estoy diciendo que existe o no, que hay o que no hay, sino lo que se suele llamar históricamente, el Dibuk. Es como por ejemplo, si nos refiriéramos a los dioses del Olimpo y uno empieza a describir que Júpiter ocupa tal y tal cargo, que Zeus tal y tal cargo, y Venus es la diosa de tal y tal elemento. Eso no significa que uno esté asegurando que exista o no, simplemente, existe ese concepto. No estamos diciendo si es real o no. Eso lo vamos a ver al final de la charla. Perciban la breve exposición sobre la explicación de lo que es un Dibuk o el exorcismo, con una influencia de escepticismo.

Vamos a explicar primero la palabra Dibuk en hebreo. "Dibuk" proviene del vocablo "lehadbik" o "ledabek", "debek", que significa pegar. "Pegado, fusionado, asociado a otro". La torá utiliza este verbo para muchos conceptos. Por ejemplo, "uldo kabo". Dice la torá que hay una mitzvá de apegarse al Boré Olam, a D´s. ¿Cómo uno se apega a D´s? A través del cumplimiento de sus mitzvot, de sus normas, consejos, sugerencias, órdenes. Pero con el tiempo, se empezó a darle otras utilidades a esta palabra. Y una de las utilidades que se le dio, fue para estas situaciones que en repetidas ocasiones se ha presentado y la gente lo ha explicado de una determinada manera llamada "Dibuk", "Asociación", "Pegación". Y esto ocurrió así: en cierto momento en la historia, se empezó a dar una explicación mística, sobrenatural, al observar cierto comportamiento extraño en determinadas personas que no actuaban acorde a lo que ellos son normalmente. Había personas que eran normales, comunes, simples. Tenían su vida cotidiana, y de repente, en ciertos momentos, empezaban a desarrollar ciertas particularidades anómalas que realmente llamaban la atención. Su comportamiento era diferente, su voz cambiaba, empezaba a hablar de conceptos que nunca antes había hablado. Se le empezó a dar a eso, varias explicaciones.

Como antiguamente no había elementos científicos para definir que es lo que ocurría con esa persona, la opinión y la sugerencia más práctica fue (como se hacía con muchos conceptos para los cuales el hombre carecía de conocimientos para analizar de qué se trataba), se lo adjudicaba a un elemento místico o espiritual. Porque el comportamiento de estas personas, parecía el comportamiento de otras, en determinadas horas del día o en determinados días de la semana, o en un período determinado de su vida, se comportaba como si fuera otra persona; y ese comportamiento incluso, era tan claro que podía definirse "a quien" se estaba pareciendo esta persona.

Entonces, se empezó a dar la explicación de que este ser humano que padece de este mal, tiene un dibuk. ¿Qué significa? Un ser espiritual, se ha apoderado de él, se ha introducido dentro de su esencia, de su alma, y en ciertos momentos, este espíritu domina al poseedor, al dueño del cuerpo. Entonces, en ciertos momentos, el verdadero espíritu de esa persona, pierde todo control de su cuerpo, y el control es ejercido por el otro espíritu. ¿Cuál es el espíritu que se apoderaba de las personas antiguamente? Varios espíritus malignos (es difícil poder explicar con términos racionales de qué se trata un espíritu maligno). O sea, que no pertenecía a otro ser humano el espíritu. Era como un "malaj". Hay ángeles buenos y ángeles malos. Malajim tovim, malajim reshaim.

U
n malaj, su espíritu, que existe en todo tipo de seres, un malaj que entró en esta persona y lo domina, se posesiona de él, y el hombre pierde el control sobre sí mismo. Otra explicación que se ha dado es que no era un espíritu demoníaco sino que estaba este hombre siendo poseído, un espíritu de un alma, de alguna persona que alguna vez existió en la tierra y que murió. El alma de esta persona, entró en esta persona y domina la situación en determinado momento.

¿Por qué se empezó a dar estas explicaciones? Por que en algunos casos, las reacciones eran muy similares a la de algún pariente que había fallecido. "Seguramente, que el alma de este pariente, entró al cuerpo de este ser humano". En otras situaciones, la actitud era totalmente extraña, diabólica. No correspondía a ningún ser específico, entonces, se le atribuía la posesión del cuerpo, a un demonio. Y esto se llama "Dibuk": "posesión", "ser poseído". Se le pegó, se le adhirió un elemento extraño a su ser, a su persona. Cuando se presenta un problema, los seres humanos tratamos de solucionarlo.

Trataban de curarlo con medicamentos y otras terapias convencionales en aquél entonces. Pero no se lograba curar. Por eso, se le atribuyó a un fenómeno espiritual y se empezó a recurrir para la curación de estos problemas, a personas que ejercen curaciones espirituales y es así que apareció el concepto de lo que es el exorcismo. "La ceremonia o el rito que se realiza a una persona poseída por el espíritu para extraerle el dominio de aquél espíritu, que salga, que abandone, que deje en paz al ser humano que está descontrolado. Esto es resumidamente qué es el Dibuk: la posesión demoníaca espiritual y el exorcismo, que es el rito para quitar eso.

Quiero destacar algo interesante de todo esto, desde el aspecto histórico. El "Dibuk" y el "exorcismo" son conceptos extrañamente, paradójicamente aceptados o reconocidos, concebidos, en el seno de varias religiones o pueblos. No solamente entre los judíos (no estoy diciendo en el pueblo). Los judíos creían en el Dibuk y en el exorcismo. Se creía en el hecho de que una persona pueda ser poseída por otro espíritu y que una persona pueda venir con cierto mecanismo o rito y extraerle el espíritu.

Pero no solamente entre los judíos. Esto empezó a tener influencia, antes que en los judíos, en los cristianos. Muy especialmente en el cristianismo. Oficialmente, el cristianismo acepta el caso, la situación de que una persona pueda ser poseída por un espíritu demoníaco. No hay en el cristianismo la idea de que una persona pueda ser poseída por el alma de otra persona. Yo he leído bien sobre las religiones y tengo la presentación del rito del exorcismo, del ritual romano, escrita por el cardenal Jorge Arturo Medina Estevez, prefecto de la congregación para el culto divino y la disciplina de los sacramentos de la Iglesia Católica. Aquí se explica cuál es la visión que tiene la iglesia sobre el exorcismo y el Dibuk. Es interesante analizarlo porque va a servir de plataforma para que nosotros acá saquemos después nuestras propias conclusiones. Entre los paganos, los idólatras (que creían muchos dioses) también se creía en la posesión de los espíritus y en el rito para exorcizar esos espíritus.

O sea, que prácticamente, casi toda la humanidad presenciaba estas situaciones y creía en ellas. Pero esto presenta ciertas contrariedades, por ejemplo, en esta presentación del rito del exorcismo de este sacerdote, aclara que es la postura oficial de la iglesia (también algunos escritores judíos han escrito lo mismo) creían que antes de exorcizar a una persona poseída, hay que percatarse y analizar bien, si no está realmente padeciendo de algún mal psíquico, o psicológico (porque muchas veces, la gente tiende a atribuir inmediatamente "este hombre está poseído!" porque no saben explicar el motivo de su deficiencia mental. Entonces dicen: "primero hay que asegurarse de que realmente no padezca de ningún mal, ningún problema psicológico o psíquico, y recién después podemos asegurar que padece de un Dibuk)

Pero hay una diferencia entre lo que dicen de algunos casos que se cuentan de dibukim en el judaísmo y de dibukim en el cristianismo.

¡Miren qué interesante! Hay un libro escrito por un judío, que dice cuando una persona está poseída por el alma de un espíritu maligno o por el alma de otra persona.

Ocurrió una vez, y este hombre empezó en sus momentos de delirio, cuando el espíritu lo poseía, lo dominaba, empezaba a tomar una actitud en contra del judaísmo. ¡Blaf! ¡Blasfemia! Insultaba a D´s, insultaba a las mitzvot, rechazaba todos los elementos sagrados judíos. Un caso hubo que veía una mezuzá y la escupía, veía tefilim y lo escupía. Rechazaba todo lo sagrado. Se hacía la cruz en su propio cuerpo; se persignaba. ¡un judío era! Todo lo que es la antítesis del judaísmo, eso ocurría en la persona que estaba poseída por el Dibuk. Esto cuenta un libro judío escrito hace unos 100 años. Por otro lado, los cristianos ¿qué dicen? Todo lo contrario. La persona poseída, la forma de descubrir, manifestar que está poseída, es cuando rechaza, repele; una aversión a la virgen, a los santos, a Jesús, a la cruz, y le gusta o se siente atraído por todo lo que es contrario al cristianismo.

¡Fíjense que paradoja! Si estamos hablando acá del mundo espiritual, este es el primer planteo que tenemos que hacer. ¿Cómo es posible si hay una religión verdadera? No hay dos. Cada uno tiene derecho a practicar la religión que quiere, pero ante D´s hay una sola verdad. Y nosotros tenemos fe, y como judíos, sabemos con certeza, que somos nosotros los que tenemos la verdadera ley. Si estamos hablando de espíritus que vienen del más allá del mundo de la verdad ¿cómo es posible que uno rechace lo que es el judaísmo y el otro rechace lo que es el cristianismo. Estos casos también se dan con contrariedad en otros ámbitos religiosos.

Yo he hecho un breve comentario de lo que se dice, de lo que es el exorcismo: es sacar un espíritu que entra dentro de otro cuerpo que lo posee y lo controla. En Israel, hace un mes, una mujer presentó síntomas de descontrol, de delirio; como que alguien estaba dentro de ella sentía.

Se reunieron un grupo de personas y el diagnóstico de ellos fue que estaba poseída por un espíritu. Entonces, hicieron una ceremonia para extraerle ese espíritu. Se lo extrajeron según lo que cuentan. Hubo un gran debate en el seno de la comunidad israelí, en el seno de la comunidad judía mundial y universal. ¿Qué es esto? ¿Es verdad o no es verdad? ¿Existe el concepto del Dibuk, de que una persona puede ser poseída por otra, o no existe?

Si existe, ¿es posible que alguien lo pueda sacar?

Los cristianos tienen sacerdotes especializados para exorcizar. Estamos hablando de un espíritu que vive en el mundo de la verdad. ¿Cómo puede ser que dos religiones antagónicas, 3, 4, todas, presentan los mismos elementos y cada espíritu, ¿depende de qué religión es, rechaza o no a la contraria? Se generó un gran debate, y si este Dibuk que hubo es verdad, o es una farsa. Todos tenemos esta expectativa. Después vamos a analizar los motivos psicológicos que nos tientan a acercarnos a este tipo de conceptos y no por ejemplo, a tener conocimientos de algo más cotidiano o necesario para la vida. ¿Puede ser que sea necesario esto saberlo o no saberlo? Puede ser que haya cosas más importante pero a veces no le sentimos tanta atracción, tanta curiosidad, a otros conceptos tan importantes en la vida por ejemplo, cómo criar a nuestros hijos; pero sí nos interesa mucho saber ¿hay Dibuk o no hay Dibuk? Tenemos derecho a la curiosidad.

Quiero que escuchen primero el audio para que presten atención a lo que se dice, y después vamos a ver otra parte del audio. Después veremos dos selecciones del video, que duró una hora y cuarto el exorcismo que se hizo en Israel. Hemos extraído las principales imágenes del mismo.

Primera parte del audio del "Dibuk".

....

Lo que hemos escuchado recién, ocurrió en Dimona, una ciudad al Sur de Israel.

Se escuchaba en la primera parte, la conversación de la persona que estaba intentando mantener una conversación con el espíritu que estaba poseyendo a la mujer. Primero hablaba con la mujer misma; y le escuchamos una voz de mujer que le preguntaba al rabino ¿qué sentís? "Se me apodera de mí y de repente salen palabras de adentro mío, que yo no las pronuncio".

Y el rabino le pregunta "¿qué dice?" Y la mujer le decía "Que te voy a hacer sufrir, que me quiere matar" y entonces de repente, el rabino cambia y dice: "Bueno, ahora le estoy hablando al espíritu. La persona que está ahí, el hombre que quiero exorcizar. Ahora le hablo al espíritu: ¿por qué estás ahí? ¿Qué querés? ¿Cómo te llamas? "Pinhas" dice. (Es el nombre de la persona

que estaba adentro de esta mujer) Se llama Pinhas le dice. "¿Por qué estás ahí? ¿Por qué molestás a esta mujer? Entonces contesta: "Aní sovelet" Yo sufro (pero sovelet es para mujer, algo un poco extraño).

Pinhas, es el esposo de esta mujer, que había fallecido hace unos años. Le preguntó ¿hijo de quien? Y Pinhas le contestó y después le dice "yo voy a matar a esta mujer". Y el rab le dice: "No, te prohíbo, vos no le podés causar el daño a nadie, vos no tenés permiso para provocar el mal a ninguna persona". Le dice: "No, pero yo quiero matarla". "Pero, ¿por qué? Nosotros te queremos ayudar, qué es lo que necesitás?" "Yo quiero un tikún, Quiero una solución, un arreglo para mi problema (un tikun espiritual)". "Nosotros te vamos a hacer un tikun, con la condición de que vos te vayas y abandones a esta mujer. ¿por qué querés hacer un tikun, qué pasa? ¿qué es lo que hiciste?" "Hice muchos "avonot" (muchos pecados). Entonces le dice el rab "¿vos ahora te arrepentís? ¿atá jozer vi teshuvá?" Y el le dijo que sí. "Ai mitjanet, yo me arrepiento de todo lo que hice".

"Si vos abandonás a la mujer, nosotros acá somos diez personas, estamos reunidos y te vamos ayudar ¿a dónde querés ir?" "Lemala" (arriba).

Esto es lo que hemos escuchado recién. Después se hizo un reportaje a uno de los que participaron ahí. Se habían reunido varias personas que dicen tener conocimientos místicos del judaísmo; y esto genera una duda ¿Es verdad o no es verdad? Queremos saber.

Yo voy simplemente a medida que vamos viendo, a aclarar ciertos conceptos, no voy a dar ninguna posición personal; voy a tratar de exponerles a Uds. todos los datos para que Uds. mismos saquen sus conclusiones sin ninguna tendencia. Quiero que tengan conocimiento de qué importancia tiene esto, si es verdad o no, qué sentido tiene dentro del judaísmo. En primer lugar, les quiero decir algo: "La torá, que es nuestro libro más sagrado y nuestra guía, fundamental de nuestra fe, nunca, en ningún momento, nombra el concepto del Dibuk.

No existe en todo el tanaj; torá, neviim y ketubim. Profetas, escrituras sagradas y los jamishá jumshei torá (los cinco libros de Moisés). No existe ningún comentario acerca de qué persona puede ser poseída por el espíritu de otra. Es más, hay otra guía fundamental en nuestra fe. ¿Cuál es? El talmud. El talmud, con sus 60 tratados, y miles y miles de incisos, capítulos, no nombra tampoco nunca, el concepto de que un espíritu puede ser poseído en una persona. Lo único que se nombra es en el tratado de Mehilá, en la página uno, hoja 17, se cuenta el siguiente relato:

El imperio romano había decretado contra los judíos, la prohibición de circuncisar a sus hijos y de cumplir el shabat. Hubieron varias oportunidades en que el imperio romano decretaba contra los judíos y después lo anulaba (muchas historias se contaban; son diferentes decretos)

Esto es en el tratado de Mehilá, hoja 17, pág. 1; ahí cuenta que la comunidad judía se reunió para enviar una comitiva para apelar al César, que derogue el decreto contra los judíos. Se empezó a discutir quien iba a ser la persona que iba a representar al pueblo judío ante el César de Roma. Se propusieron varios personajes, hasta que se eligió encabezar a la comitiva, a Rabí Shimon Bar Yojai, el famoso tanaíta que nosotros conmemoramos su fallecimiento en Lag Baomer. ¿Por qué se eligió a Rabi Shimon Bar Yojai? Rabi Shimon Bar Yojai, era un gran sabio, pero a comparación con el resto de sus compañeros, en el talmud (lo digo con el mayor respeto y santidad que se merece Shimon Bar Yojai) era como sus compañeros. Tenía una particularidad. Más allá de la sabiduría que era como la de los demás rabinos.

No es que se destacaba más que otros, o menos, era un "bahanés". Un hombre que le habían ocurrido a él, muchos milagros. Como que D´s estaba con él. Siempre tenía buena suerte. Lo que tocaba se trasnsformaba en oro. ¿Vieron esa gente que uno dice "qué suerte que tiene" Rabi Shimon Bar Yojai era un hombre que tenía mucha suerte; pero no era una suerte común. Se manifestaba en él, ciertos acontecimientos que bordeaban el límite de lo milagroso. Milagros públicos no hay después de que se concluye con la torá. No existen más los milagros. No crean en los milagros. Pero lo que le acontecía a Rabi Shimon Bar Yojai, era como una ayuda tan grande de D´s, que era algo que llamaba mucho la atención, y pasaba a ser casi como un milagro. Fue Rabi Shimon Bar Yojai con otros tres rabinos, ante el César. Antes de llegar (cuenta el talmud, y lo que dice el talmud es sagrado, y más cuando está comentado por los exégetas, podemos tener idea de qué tipo de validez tiene)

Un espíritu llamado "Ben Temalión", un espíritu maligno, un demonio (así es como más o menos se lo describe) se le aparece a Rabi Shimon Bar Yojai y le dice "Yo he sido enviado para salvarte y salvar a tu pueblo" O sea, una voz se le aparece . Empieza a escuchar una voz "hoy mismo, antes que Uds. lleguen, yo voy a entrar en el cuerpo de la hija del César, me voy a apoderar de ellas y la voy a hacer manifestar actitudes delirantes y cuando empiece a manifestar actitudes delirantes, va a empezar a gritar: "tráiganme a Bar Yojai, que es el único que me puede salvar" Y el César, no va a saber nisiquiera quien es Bar Yojai. Vos vas a llegar y me vas a decir: "Ben Temalión, tzé" Y yo me voy a ir. Entonces, esto te va a servir, para poder anular el decreto contra los judíos.

Rabi Shimon Bar Yojai lloró en realidad cuando se le apareció este demonio, o este espíritu, que no era de alto nivel, lloró. Dice, ¿cómo no tuve el mérito de que D´s me mande un ángel, alguien digno, bien vestido, perfumado, me manda un demonio, de las tinieblas? ¡No tuve el mérito! De todas formas, llega Rabi Shimon Bar Yojai y ya la hija del César estaba poseída (esto lo relata el talmud) y empieza a gritar "¡Shimon Bar Yojai! El único que me puede salvar, tráiganme a Bar Yojai, Bar Yojai!"

De repente, vienen, interrumpen al César. Hay un rabino con una comitiva de parte de los judíos, que se llama Shimon Bar Yojai, que quiere entrevistarse con su majestad.

"¡Shimon Bar Yojai! Tráiganlo!". Entonces, antes que nada dice: "¿Ud. es Bar Yojai?" Sí. "Tengo mi hija enferma, por favor, está clamando que Ud. venga y la salve" ¡Ok, cómo no, macanudo" le dice al César. ¿Dónde está su hija? Entra a la habitación de la hija y le dice: ¡Ben Temalión, ya está, podés ir!" Dos veces lo dijo, y la hija pasó a un estado normal. Como previo, el César le dijo: "te doy autorización para entrar a la bóveda de mis tesoros y elegí todo lo que vos quieras, llevátelo todo. (Imagínense lo que es el tesoro del César de Roma, que era el dueño del mundo) Entraron los rabinos a los tesoros del rey, tomaron el decreto firmado por el Emperador, y se lo llevaron. Y no llevaron ni un centavo más. Se lo llevaron y rompieron el decreto. No querían más nada. No los iban a salvar ni un millón, ni 40 millones de dólares, porque a ellos lo que los iba a salvar era el brit milá, y el shabat.

De todas formas, es interesante lo que comenta el talmud. Los que entraron ahí, a ese tesoro en Roma, vieron la Menorá, el candelabro, el shulján. Todos los elementos que estaban en el Beit Hamikdash, los vimos ahí, en Roma, y todavía siguen estando. La menorá nueva, el arco de Tito, están en Roma. Quedaron ahí; y muchos utensilios del Beit Hamikdash, están en algún lugar de Roma.

Este es el único caso parecido a lo que hoy nosotros llamamos "dibuk" en el talmud. Acá no hay un alma que vivió dentro de otra alma que vive, no. Simplemente, que un espíritu, un ángel que vino a salvarlo. Y más, dice Rashi, sobre esta Guemará "esto fue un milagro, una cosa que no existe" Ben Temalión, este demonio, era un demonio conocido por los romanos.

O sea, que tampoco existía en realidad. Para que los romanos cedan, como que D´s hizo este milagro de que la chica se enferme (así lo explica Rashi) y que venga él, Rabi Shimon Bar Yojai, fue un milagro. No es algo normal o común. Es algo fuera de lo normal y tampoco es exactamente el "dibuk".

Lo que trato de hacer ya con Uds., es buscar en nuestra tradición oficial, y no lo que la gente o el populacho (porque si uno, le va a hacer caso a la gente, termina en lugar de siendo judío, siendo no sé qué, ¡Ubanda!) "Sí, mi abuela me dijo que ponga una cintita roja porque eso me va a hacer bien al mal de ojo!" "¡En la torá está escrito!". La gente asocia a la torá, muchos conceptos que no están escritos. Entonces lo que tenemos que hacer es adoptar una actitud crítica de cualquier comentario que nos hagan. No tenemos que hacer lo que dice el rey Salomón. "peti maamin vejol davar": "que los necios le creen a cualquier cosa". Hay que analizar. A veces hay gente que tiene miedo, que si va a adoptar una actitud crítica, es como si fuera que está contrariando la fe; pero la fe debe ser analizada también.

No debe ser aceptado todo como fe. ¿qué nos están enseñando, diciendo? ¿lo correcto o no? Entonces, lo que tratamos de hacer ahora justamente, es buscar en nuestras fuentes, si realmente existe o no algo. Hay otros libros (que no tienen mucha autoridad como un libro que se llama "sefer a perit", que es un libro de ciencia, que se escribió para que los rabinos tengan algunos conocimientos científicos. Es un libro que está totalmente desactualizado. La ciencia que se plasma en ese libro es atrasada.

En su época era bárbaro. Como una especie de compendio, guía, manual de ciencia para los alumnos de las yeshibot que no estudiaban o no tenían acceso a la ciencia; y en ese libro se nombra el concepto del "dibuk" y dice que el dibuk es muy difícil que exista, casi imposible, que no hay que creer en cualquier cosa, que pueden ser problemas, psíquicos, etc., etc.; pero hay algunos casos de dibuk. En su época, hace 200 años aproximadamente, hay algunos casos de dibuk pero no es algo muy común y muy normal. Hay otro libro que sí tiene autoridad (lo nombré en otra charla cuando hablamos de la reencarnación) El libro de Rabi Segaia Gaón, una de las autoridades más excelsas del pueblo judío. Su palabra es ley. Y él dice que creen en transmiración de almas (o sea, que un alma entra al cuerpo) eso es herejía, es pecado.

Esto es un concepto de idólatra y pagano, que viene de la antigüedad y nosotros todavía lo venimos arrastrando. Sus palabras no encuentran ninguna contradicción, ni en el talmud ni en la torá. Universalmente en el judaísmo, nunca nombre el concepto del dibuk. Lo que algunos quieren asociar en la kabalah, se nombra a veces el concepto de que un alma está a veces flotando en el mundo, en el espacio durante 100 años por sus pecados, sin entrar al Gan Eden o al Gueinám, o un alma está flotando en el espacio durante 1000 o 2000 años, no hablamos de Kabalah. El que lee la kabalah y la traduce, está totalmente equivocado.

Es como leer códigos de la computadora. (Uno escribe algo pero en realidad dentro de la computadora, que es digital, tiene 10 signos y con esos 10 signos se combina todo lo que hacemos en la computadora) Si nosotros hacemos la "a", puede ser que sea dos signos así, 3 signos asá; eso es la "a". El que lee adentro de la computadora, no entiende nada. Necesita decodificador para que le muestre lo que está escribiendo. Leer un libro de kabalah, es perder el tiempo, porque no se entiende nada. Es como leer fonética.

Si el .....dice que un alma está 100 años en el desierto flotando, no es literalmente eso. Es un pecado entender la kabalah literalmente, sino ¿qué kabalah tenemos? La kabalah es un secreto, un iesod que hoy prácticamente está desaparecido de la gente. Si cualquiera que lee un libro de la kabalah entiende, entonces, ¿qué secreto es? Es el gran error que tenemos en el concepto de la kabalah. Entonces, hay gente que asocia "y acá está escrito..." Nadie puede entender lo que está escrito en la kabalah. Eso es sod. Es secreto.

Entonces, no existe ninguna autoridad que avale el concepto del dibuk. ¿Dónde nace el dibuk? En el pueblo. El concepto de dibuk nace en el pueblo. Hay mucha gente que piensa que la teoría, se debe expresar de la siguiente manera.

¿Uds. vieron lo que está escrito en el Sefer Habrit, que coincide con lo que dice el cardenal aquí: "hay que percatarse ante todo, que no sea una enfermedad psíquica". Si no, sí. Antes, para saber si una enfermedad era psíquica o no, tenían 10 elementos para comprobarlo. Hoy tenemos 50 elementos más. Cuando antes, con los elementos medicinales que tenían, comprobaban que no tenía enfermedad psíquica, entonces decían "es un dibuk".

Hoy ya no se considera un dibuk. Entonces, dicen algunos, el dibuk es simplemente cuando la gente en la sociedad y época en la que vive, no puede explicar el fenómeno que está padeciendo una persona (porque hay gente que realmente lo padece eso, no lo podemos negar puede ser que sí, que no) Pero ¿es realmente un espíritu que está dentro de él o es simplemente una manifestación psicológica o psíquica? No podemos explicar. Escuchemos la segunda parte del audio, para ver como fue desarrollado esto y después vemos las imágenes, y seguimos debatiendo.

...

Bueno, el Sr. que hacía el exorcismos, seguía hablando con el espíritu y le decía si conoce a ciertas personas. Decía que sí, decía que no, después le preguntaban por qué estás acá, le dice: "yo profané el sábado y ahora estoy arrepentido" y sigue en esa conversación, que le dicen. "Nosotros te vamos a ayudar para que vos abandones este lugar y vuelvas a tu lugar" Y el dice: "quiero volver de vuelta arriba, a mí lugar". "Nosotros vamos a hacer un tikun, para que vos puedas volver arriba.

Eso es algo muy extraño. Incluso en aquellos comentarios escritos sobre dibukim, sobre posesiones, nunca se vió semejante conversación tan fluída, demasiado fluída la conversación. Conocés a tal...llama mucho la atención. A veces una posesión, se manifestaba con algún tipo de gritos o alaridos; es difícil conversar. Y se le adjudicaba a la posesión. ¡Los pelos parados tenían! La gente no sabía como reaccionar! Esto es tocar las fibras muy íntimas del ser, porque esto moviliza. Y si uno, después le quiere decir a alguien "mirá, esto me movilizó" Por ejemplo, es muy delicado el tema. Entonces, como que la gente reaccionó.

Algunos a favor, algunos en contra. No, ¿por qué hacerlo público, por qué no? Por la sensibilidad de la gente...generó una polémica. Incluso aquí en Bs. As., yo leí en Parashat Hashavúa, de un rabino, él decía que dudaba de esto, y una mujer le dice "¿cómo puede ser que Ud. dude de esto si a mí me hizo hacer teshuvá? Me hizo tomar reflexión sobre los conceptos espirituales de la vida; me dí cuenta que me movilizó como a todo el mundo le puede movilizar y eso es lógico, por eso es muy delicado hablar de este tema, porque si alguien le dice que es mentira, se siente mal, si creyó o no creyó. Hay que ser objetivo, tratar de expresar tal cual lo que es.

Hace una semana yo recibí un amigo de Jerusalem en mi Rabinato, y charlé sobre este tema. Y él me contó que en Jerusalem, en la época de nuestros abuelos o bisabuelos, había una particularidad, una habilidad que tenían muchos habitantes de Jerusalem, de ser ventrílocuos, y él se acuerda que la abuela, le hablaba sin mover la boca. Y todos jugaban con eso en Jerusalem. Y algunos están diciendo que también así se imita un dibuk. Como que uno no habla, tiene la boca abierta, y sale la voz. O mueve un poquito la boca y sale la voz. Pero hay ciertos puntos que en el dibuk, que estamos escuchando, llaman la atención en algunas cosas; por ejemplo (el video dura una hora y media, pero no lo vamos a ver todo porque es una conversación) Hay una actitud extraña, cuando le dice al espíritu ¿vas a hacer teshuvá? Y dice: "Sí, yo estoy arrepentido, me arrepiento".

El Talmud dice que una persona, despues de muerta, no puede arrepentirse de lo que hizo. La teshuvá se hace cuando uno está vivo. Pero cuando uno se murió, tiene que recibir (según lo que dice el talmud) de acuerdo a sus actos. No hay "arrepentirse después". Así cualquiera se arrepiente. La vida buena, y ¿para qué queremos? Muertos ya no necesitamos más la buena vida. Un segundo antes de morir, la gente puede arrepentirse de sus pecados. Un segundo después de morir, no se puede arrepentir.

Entonces, ¿qué seriedad, que duda presenta este tipo de conclusión: "yo me arrepiento"? ¿cómo no se va a arrepentir? Lo que también llama la atención que le preguntan: "¿conocés a tal?" No sé porqué le preguntan eso al espíritu, como que no corresponde. Contesta "Sí, conozco a tal, no conozco a tal". No corresponde eso. La pregunta de varios rabinos conocidos de Israel

Yo primero, tengo que adoptar una actitud crítica, objetiva, sin ninguna tendenciosidad. Después le dice ¿dónde estás? El dice: "Yo no pude ir arriba todavía, por eso estoy acá, no pude llegar al paraíso". Después dijo: "yo quiero volver a mi lugar". ¿cómo, al lugar de él quiere volver, si nunca estuvo en su lugar? (Yo la escuché varias veces la grabación) Después, el talmud (que es nuestra fuente oficial) dice que una cosa parecida a esto, que no es ni siquiera esto, ¡es un milagro! Y un milagro, no tiene posibilidad de duda. Hay algo muy importante que tenemos que saber en el concepto de los milagros.

Si a nosotros nos queda una duda sobre un milagro, cuando todos estamos convencidos que es un milagro, y no cabe duda. Podemos o no podemos creer, no es pecado. Cuando los judíos en el desierto vieron que se abrió el mar, no les quedó ninguna duda. "Creyeron" "Va iaaminu ve Moshé, u Moshé iavdó". Creyeron en ese momento. Ahora, si alguien me tiene que convencer que es un milagro, yo no tengo porqué creer que lo es. No hay pecado en creer o no creer en ciertos conceptos. Uno puede creer o no. En el judaísmo existe esa contemplación.

Hay elementos que estamos obligados a creer, obligados a estudiar para creer. Y hay elementos que podemos creer o no.

Le preguntan ¿cuándo moriste? (No sé como se pronuncia, porque nunca se le pregunta a alguien que murió, cuando se murió) "¿Cuándo te moriste? Y le dice "morí en el año 92. ¿Quién está hablando? ¿Un espíritu que está en el cielo, qué 92? Antes del mundial, después del mundial, qué significa? ¿Qué tipo de número utiliza para describir el año que se murió? Tenía que haberlo dicho por lo menos en el calendario judío. ¿92 de qué? Es 1992 del nacimiento de Jesús. Y tampoco; porque hablamos la otra vez de que hay una diferencia de cuatro años. Hoy estamos en realidad, estamos pasados o disminuídos un poco más del nacimiento de Yeshu. O sea, que 1992 es una adopción universal para manejarse en el calendario; pero si estamos hablando de un alma, de un espíritu, y también dijo "yo profané el sábado". Tampoco podemos decir que no aceptaba la religión judía. Sí la aceptaba. Entonces, ¿por qué no acepta el calendario hebreo? Eso también llama bastante la atención.

Estas son algunas de las dudas que se plantean. Vamos a ver el video. Es la conversación del rabino (o que aparenta ser rabino) que está parado frente a la mujer que está sentada en un sillón y la mujer que está acompañada por sus familiares y hay mucha gente en ese lugar. Ahora está hablando con la mujer: "me molesta, me daña; daña mi cuerpo" le dice. Y ¿qué dice? "quiere tikún, quiere tener tranquilidad"

"No tiene permiso para dañarte; ¿por qué te quiere dañar? ¿Qué es lo que hace?

"Me marea y me hace sentir mal, mi cuerpo tiembla y después habla con los chicos. "¿Qué te dijo? ¿La voz es de hombre o de mujer? ¿Voz de hombre?"

Ahí va a empezar a leer, y cuando leía tehilim, se apoderaba el espíritu de ella. Ahí está entrando en trance. "¿Cómo te llamás?" (le habla al espíritu) ¡Que hable, que diga ¿qué querés? "Pinhas; hijo de Sophie"; "Yo sufro", "No me grites"

"Yo te grito porque no podés dañar a ninguna criatura, la quiero ayudar a ella".

Quiere ir arriba. Quiere tikún, hizo muchos pecados. "No digo porqué, me arrepiento, quiero ir arriba!" "Yo sufro, quiero descanso, luz" "Mi Sra. fue a ver a un rabino que dice que se llama Yaguen, esposa Yehudit, hace 14 años". "¿Por qué no te arrepentiste entonces?"

"Yo profano el sábado" "¿Qué arreglo querés?" "Quiero volver a mi lugar, quiero paz". "¿Al rab Ovadía lo conocés?" "Lo conozco. Está bien ahora. Tuvo una operación". "¿A qué otros rabinos conocés en Israel?" "Hilel" "De dónde lo conocés?" "De Jerusalem" "¿Dónde vive?" "En Yerushalaim, no sé donde. Vos me hacés muchas preguntas, preguntás de más".

"¿Sos Pinhas, hijo de Sophie?"

Vamos a ver después la segunda parte, cuando sale el espíritu del cuerpo. Ahora que lo hemos visto y escuchado, y tenemos una introducción de qué se trata el exorcismo y un dibuk. Yo quiero hacer algunos comentarios acerca de lo que vimos. (Después no se impresionen cuando vean cómo sale el dibuk)

Esto no fue televisado. Fue emitido por radio. Nadie vió el video todavía, más que Uds. Este video me llegó por estos días. Recién ahora está siendo conocido en Israel.

Lo que hemos visto es que la mujer, en primer lugar, no era un ventrílocuo. Movía los labios tal cual las palabras que salían de su boca. El tono, el sonido, era de hombre, era extraño. No era la voz de ella pero movía la boca. A veces una mujer puede imitar la voz de un hombre y más con esas connotaciones. Estamos igualmente, analizando objetivamente, críticamente ¿Uds. vieron la cantidad de gente que había ahí? Esto dura una hora y media. Yo confieso que no noto en ningún rostro, una actitud engañosa. La mujer no creo que esté actuando. Esta gente es de un familia común de Dimona. La conoce todo el mundo. Familia simple, humilde, inocente. Es muy difícil que alguien tan inocente, sencillo, común, haga una actuación. A mí me llama mucho la atención; esta mujer con los hijos, la madre, el suegro, el padre, los primos. Es muy extraño que durante una hora y media, nadie se tiente. No es un acto de profesionales. Si realmente nos están engañando. Lo otro que llama la atención es que hay varias personas que aparentan ser rabinos que están ahí y algunos son más o menos conocidos. ¿Qué es esto? ¿Es o no es? ¿Podemos considerar que están mintiendo, tratando de engañar a alguien? Es un tema que deja generar polémica. ¿Uds. qué dicen?

...

¿Pero el esquizofrénico entra en trance cuando lee un capítulo de tehilim?

....

¿Y la voz, cómo se explica?

El esquizofrénico cuando hace un brote, vive en un mundo interior. Esto es lo que advirtieron Shar sefer habrit, y el cardenal de la Iglesia católica, que hay que tener en cuenta, si no padecen de alguna enfermedad psíquica. Sí admiten que existe el exorcismo.

...

La cara de tranquilidad, se debe a que la mujer ya había contado cuando no estaba en trance, que el espíritu le apareció muchas veces; no es la primera vez que le aparece ante su familia, y habla con los hijos y la gente que está ahí. La mujer y los que están alrededor, no se asombran de nada.

...

El que dirigió esta ceremonia es David Basri. Un estudioso de la Kabalah.

.. ¿Para qué se transmitió por radio? ¿Cuál fue el objetivo si el objetivo es salvar a la mujer, para qué se transmitió por radio?

Esa pregunta se la hicieron al hijo de David Basri y dijo "lo hicieron con el objetivo de que la gente se despierte un poco y haga teshuvá". Eso fue lo que dijo el hijo, que estaba presente ahí, porque la gente a veces no tema conciencia, que tenemos espíritu, que tenemos neshamá.

No solamente una vida que dura 120 años sino una vida que es eterna; y a veces, este tipo de contacto, nos hace retomar una relación más íntima con nuestro ser espiritual. Ese fue el objetivo de la difusión

...

Sí, miles de personas que escucharon esto en directo, decidieron hacer teshuvá. Después de esto, la mujer no padeció más el problema. La familia que está alrededor, se empezó a pegar a la tradición judía por motivo de este shock que vivieron. Yo pienso que la gente acá viene casi siempre, porque se interesa en todo lo que es cultura, parte de nuestro conocimiento.

...

Dice Diego, que si esto se utiliza para hacer teshuvá a la gente, puede ser contraproducente porque quien se entera, puede ser que endurezca más su posición porque dice "me quieren engañar con esto"

...

Que la neshamá conteste...no existe en realidad. Esto es un caso que se da ahora. Lo que sabemos que está escrito en el talmud, que cuando una persona muere, la neshamá no se va inmediatamente al mundo espiritual, sino sigue conectada un poco con el cuerpo, por eso, el duelo dura 7 días, 30 días y un año.

El duelo, el lamento de los descendientes de la persona que murió, por el sufrimiento del alma de la persona que ha fallecido. Cuando una persona muere, sufre el alma durante un año, porque el desprendimiento, no es totalmente. La paz se logra cuando se ingresa al mundo de la espiritualidad que nosotros llamamos "el cielo". Pero ese proceso de espiritualidad toma su tiempo. Fíjense que la persona que murió, todavía las células siguen vivas; le sigue creciendo el cabello, la barba, las uñas. Hay un proceso que es de descomposición. No de repente se transforma en un esqueleto.

Todo ese proceso de descomposición dura un año. Y eso significa que sigue teniendo el espíritu cierto contacto con la materia, hasta que transcurre un año. Ese contacto con la materia, hace sufrir al alma, porque el alma ya tiene una concepción de la verdad, y la verdad está en el mundo espiritual y lo material es falso y mentiroso y eso lo hace sufrir. Por eso, durante un año, los hijos hacen Kadish por los padres, para rezar por la recuperación del dolor que padece el alma. Puede ser que por eso le haya dicho "no me hagan tantas preguntas, me quiero ir". El alma sufre cuando está en el mundo material porque ve la mentira. Conoce la verdad y ve la mentira. Está en contacto con la mentira.

...

El alma sí sufre cuando está en la tierra. Y esto que comenté del año, es real, según lo que está escrito en nuestra tradición. De todas formas, llama mucho la atención, que no se puede notar una actuación. Son gente común, de la calle.

...

Sí, se corre el peligro que la gente diga: "Eh! ¿qué quieren hacer? ¿Me quieren impresionar?

Yo tengo un sistema de respuesta-mail, que todo el que hace una pregunta (por e-mail, por fax, por correo, o venir personalmente) Yo recibí cientos de preguntas sobre este tema. Por eso decidimos hacer esta charla.

Ya me cansé: "Rab, ¿qué es el dibuk? ¿escuchó hablar del dibuk? ¿escuchó hablar del exorcismo? ¿Ud. qué opina? Entonces, me es más fácil, hacer una reunión y por lo menos, darles los elementos a los que siguen en nuestras charlas, para que puedan sacar sus conclusiones.

...

Sí, la gente puede pensar: si se puede hacer teshuvá después de uno muerto, entonces, ¿por qué voy a hacer teshuvá ahora?

...

Ninguna posición rabínica oficial acepta que existe el dibuk. Existen algunos casos parecidos que se consideran milagros. Incluso las únicas autoridades que hablan sobre esto, lo rechazan permanentemente y dicen que no se puede creer. El talmud y la torá son para nosotros los parámetros de lo que es la ley de D´s; y aquellos libros reconocidos mundialmente por los sanedrin o por las grandes cortes rabínicas como el Ramban, como Rabí Segaia Gaon, como Rashi. Hay muchos estudiosos. Hay gente que es profesor y da charlas de judaísmo, o hay gente que es historiador y da charlas de judaísmo y a veces tocan otros temas. Eso me es oficial rabínico. O hay gente que es devota, muy tzadik, muy piadosa, pero no tiene los conocimientos oficiales y vastos como para poder dar una opinión oficial desde el punto de vista religioso. El Ramban no lo nombra en absoluto y lo que nombra en algunos casos, es que no hay que creer en ningún tipo de D´s. El que quiere creer, puede. Pero el Ramban, el Rabi Segaia Gaon, rechaza este tipo de actividades.

...

Vemos la última parte, yo hago las conclusiones y después escucho las preguntas (tienen fax e e-mail también)

(Video)

¿Vieron ese movimiento? Los libros históricos comentan que en el momento que sale el espíritu, un temblor se apodera del cuerpo y se empieza a mover. No sabemos si se está moviendo a propósito o porque la está moviendo el espíritu.

Después leyó el tehilim, que era el elemento que la hacía entrar en trance o en contacto con el espíritu que estaba poseída. Lo leyó y no le ocurrió nada; y en ese momento, se dibujó una sonrisa en su boca y el rabino le dijo: "estás liberada, estás curada".

Conclusión: Existe una fascinación especial entre los seres humanos todos, de cualquier religión, de cualquier país, por todo lo que es lo oculto y lo misteriosos en cualquier ámbito (místico o científico). El hecho de que el hombre haya llegado a la luna, ocasionó un involucramiento de todos los seres humanos en ese acontecimiento histórico. Cuando tenemos acceso a lo misterioso, el hombre siente una curiosidad. Vos, Lic. Maslatón, yo te pregunto ¿por qué estamos aquí? Existe una curiosidad por los temas ocultos. Es la naturaleza, le gusta investigar, indagar, conocer; y más, cuando se trata de algo que es un misterio, tenemos derecho a responder a nuestros propios instintos. Pero hay una fascinación especial por lo oculto, y hay gente que no puede encontrar paz si no cree en algo oculto, misterioso. Hay otra gente que se conforma con una película de ciencia ficción. Tiene que tener contacto con lo oculto y misterioso. Tenemos fe natural. Hay una fe natural con la cual nacemos y está escrito en nuestra torá. Cada uno nace como con una pequeña llamita encendida. Nuestra misión en la vida, es mantener esa llama cada vez más fuerte, con más poder, con más energía, con más calor, con más luz; que no se apaque. La persona que no alimenta esa fe, se siente mal. Y hay una forma de alimentar esa fe, esa llama, que es a través del estudio, del análisis.

Pero hoy en día, cuando la gente no tiene tiempo para dedicar su mente, su análisis a lo que es la fe, a través de la razón. Entonces tenemos un instinto, una tendencia a llenar ese vacío de fe con algo llamativo, fascinante, maravilloso, esotérico, oculto y misterioso. Queremos (en forma inconciente) alimentar esa fe con algo. Si no podemos utilizar la razón, entonces hay mucha gente que quiere creer en algo. Buscamos creer en algo, pero no todos estudiamos, no todos analizamos, no todos reflexionamos. Entonces, cuando ocurre un acontecimiento así, nos atrapa, porque es una especie de posibilidad de dónde apoyar nuestra fe. Es digno de apoyar la fe en un acontecimiento como éste o, en realidad, sobre el concepto de que puede un alma, curarse en el cuerpo de otra. Una vez, mi maestro (el rabino Ovadía Iosef) me dijo; "Mucha gente, nosotros, todos, a veces por tener tan poca fe en D´s, tenemos fe en otras tantas cosas que no son importantes".

Aquél corazón que está lleno de fe totalmente en D´s, no tiene lugar para otro tipo de creencias o supersticiones o misterios que no se pueden justificar o esclarecer. ¿Para qué tenemos que rompernos la cabeza y analizar si esto es verdad o si no lo es? Porque lo vemos como un pilar en la fe. Entonces, nuestra fe estaba endeble.

No es éste el primer acontecimiento. Cada vez que ocurre algo así en el mundo, en cualquier religión, en cualquier pueblo, en cualquier nación; se produce esta movilización. Es porque estamos carentes de fe verdadera y tenemos que llenar esa fe con creencias, con amuletos, con un "jamze", con una cintita roja, con no pasar debajo de la escalera, con curanderos, con tarot. Hay tanta difusión y auge de todo este tipo de creencias porque nuestra fe en D´s, verdadero, único, aquél que sacó a nuestros padres de Egipto, nos entregó la torá, no estamos compenetrados con él. Hay gente que necesita creer en el D´s, cualquier concepto de D´s, para creer que existe el alma, el espíritu. ¿Es necesario ver un D´s o ver un exorcismo? ¿No es una insensatez? Al ver un mundo tan maravilloso, tantas personas con diferentes caracteres, diferentes personalidades, con los sentimientos que nosotros experimentamos día a día ¿necesitamos otra prueba más grande de que el hombre tiene un espíritu, tiene una neshamá? Y que el hecho de que está creado el mundo,

Y las maravillas que hay en él, que ¿no es suficiente elemento para convencernos a nosotros que hay algo que va más allá de que hay algo que es comer, dormir, trabajar y morir? ¿Es necesario todo esto? No, a veces, no nos damos cuenta lo que tenemos delante de nuestros ojos. No lo vemos. ¿Vieron cuando uno tiene la birome al lado, y dice "¿dónde puse la birome?" Y la tiene al lado de él. Tenemos la vida cotidiana, tenemos los milagros diarios y no los sabemos aprovechar. Entonces, cuando aparece algo que es sobrenatural, que ya no es común, nos llama la atención. Esto se tendría que trasladar a lo cotidiano.

Llamarnos la atención también, lo diario y lo cotidiano. De esa manera, vamos a nutrir nuestra fe con un verdadero concepto. Pero hay un problema. Esto puede ser que sí genere teshuvá en alguna persona, porque hay gente que hasta hoy en día, cuando alguien quiere convencerlo de que no es verdad, el cree que es verdad (tiene un derecho a creer que es verdad). Pero no porque esto haga hacer teshuvá a la gente, significa que es algo positivo. Hay mucha gente que hizo teshuvá, o se arrepintió, cambió su vida para bien, por ejemplo, un hombre que no se dedicaba ni a su esposa ni a sus hijos. Unicamente se dedicaba al trabajo. De repente tuvo una enfermedad. Con la enfermedad se dio cuenta que su vida, ¿qué valor tiene si no se dedica a educar a sus hijos...

Extraido de una conferencia del Rab Isaac A. Sacca

CONTENIDO SUPERVISADO POR EL RABINO SALOMON YABRA - DIRECTOR DE LECAREB LEBABOT
SHABUATOV 2000-2013 - COPYRIGHT © EH GROUP - TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS